Salte la navegación

Imagen

Y regresa a casa, como cada día. Dueño de su sombra, aquella que solo le abandona cuando se siente a salvo.

Y siente que ella comprende…  Y sonríe, pura sombra.

Y  regresa  a  casa,  como cada día. Dueña de su sombra,  aquella que solo le abandona  cuando se  siente a salvo.

Y comprende que él no le hubiera permitido que  amara a sus demonios,  a aquellos que nunca la amarían. No a ella.

Y sonríe, pura sombra.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: